domingo, junio 30, 2013

De becas y falacias



Hace años, el filósofo Noam Chomsky reclamaba que las democracias deberían imponer a sus ciudadanos un curso de autodefensa intelectual para evitar la facilidad con que se imponen a veces las manipulaciones de los poderosos para controlar la sociedad. En un mundo en que la prensa profesional (eso que llamaban cuarto poder) está agonizando y morirá en breve como consecuencia del cambio tecnológico, esto se hace aún más necesario. La sociedad de la información ha traído muchas cosas positivas a la sociedad, pero también algunas negativas y entre estas últimas la supresión de lo que antes era información (más o menos manipulada) por los mensajes y las consignas. Si lo pensamos bien, es difícil encontrar una aberración política más delirante que la comunicación por twitter (140 caracteres) de los posicionamientos de los líderes políticos ante los hechos sociales y económicos que nos atenazan.

Una de las últimas falacias que los poderosos están imponiendo en nuestra sociedad es la lisérgica idea de que a los estudiantes becados por el Estado se les puede exigir un comportamiento académico superior a los que no necesitan beca. La idea se expresa de manera muy sencilla: el Estado pasa por dificultades económicas muy graves y no es justo que el escaso dinero de los contribuyentes se destine a estudiantes sin compromiso que no son capaces siquiera de aprobar las asignaturas que entre todos les pagamos, mientras el déficit fiscal hace aumentar el coste de la deuda peligrosamente. Así, según publica hoy el diario ABC, hasta un 83.3% de los españoles ve bien que se exija una nota mínima para obtener una beca. Y en el colmo del delirio, el Ministro de la Cosa llega a llamar “limosnas” al sistema actual de becas que pretende destruir.

Hablamos de educación, en el sentido compartido de que el sistema de educación que hay en un país se estructura con el objetivo de apuntalar el futuro de la sociedad en cuanto a la formación de sus estudiantes como trabajadores y ciudadanos de un estado de derecho.

Bien, desmontemos esta nueva falacia del neoliberalismo. Este argumento viene a decir que las posibilidades de licenciar de los que tendrán que pagar nuestras pensiones en el futuro se establezcan de la siguiente manera: si tu papá tiene dinero te bastará un 5, pero si tu papá no tiene dinero entonces necesitarás un 6.5. Esto es, hay que dar los recursos públicos de la formación universitaria a niños de papá que sacan un 5.0 pero quitárselos a los que saquen un 6.4 si su papá no tiene dinero. Quizás el tertuliano Wert piensa que el factor de productividad de la inversión en formación es mayor para el Estado cuando el papá del niño tiene dinero que cuando el papá del niño no lo tiene en el caso de que su rendimiento académico sea (en el ejemplo que he puesto) un 28% superior.

¿Por qué un estudiante becado tiene que sacar un 6.5 para poder seguir avanzando en sus estudios, y un niño rico sólo necesita un 5? La única manera de admitir que las becas sean para alumnos que saquen al menos un 6.5 con el argumento de que no vale sacar sólo un 5, sería poner el aprobado para todo el mundo en el 6.5.

Parece que el 83.3% de los encuestados por ABC piensan que los hijos de los ricos, por ser hijos de ricos, tienen que tener el privilegio de ser un poco tontos o sólo esforzarse lo que consideren oportuno, y que es de rojos trasnochados (y etarras, incluso) pensar que la valoración de los estudios de los hijos de los menos favorecidos debe ser igual que la valoración de los estudios de los hijos de los ricos. Los pobres, como dijo Andrea Fabra, que se jodan, que ya les han dado demasiada limosna.

Ya se retira el sol y los hombres acechan
sentados a la puerta del bar
Las parejas se van por la carretera
y aquí viene Wert con su extraño andar





Una canción para el señor Wert: Eres tonto Simón, de Radio Futura

Una película para el señor Wert: Hoy empieza todo, de Bertrand Tavernier

Un libro para el señor Wert: Soy Charlotte Simmons, de Tom Wolfe


.

13 Comments:

Blogger Sese dijo...

Aplaudo las recomendaciones en modo de canción, película y libro para el señor Wert... pero cree usted que su capacidad intelectual le permitirá valorar las obras en su justa medida????

Saludos

julio 01, 2013 4:39 p. m.  
Anonymous Sun of a mogul dijo...

No estoy muy de acuerdo con tu planteamiento, Lagarto, y bien que me duele parecer que me alineo con el Wart ése.
Let's put it this way: si el hijo de un pobre sabe que está estudiando gracias a una beca sufragada por los impuestos de todos los españoles (incluyendo los más pobres que su papá) y no se esfuerza más que para sacar un 5.5 (tal como lo ha dejado ahora el señor Worm tras oír tu clamor)... la verdad es que no se merece gran cosa.
Ni él, por ser tan acomodaticio y reservón en los esfuerzos, ni su papá, por no decirle que se dedique a otra actividad menos exigente.
Ahora bien, si el niño es afanoso pero ha estado enfermo varios meses, o ha sido víctima de cualquier otra contrariedad que le haya impedido rendir como es debido... entonces la convocatoria debería tener en cuenta esos impedimentos de fuerza mayor.

Going to extremes y yendo a lo personal: mi hijo P. ha sido de dieces en el Insti y en la Uni. Esta semana tendrá que pasar por una intervención quirúrgica (sic. y just in case you care about that) a consecuencia de los desbarajustes mentales causados por semejante nivel de autoexigencia.
¿Debo, pues, concluir que la nota se baje a un 4.5 para que los hijos de la clase media-baja gocen de la salud mental y del equilibrio emocional que se merecen y no verse abocados, diploma en mano, al rigor del bisturí y la anestesia?

En todo caso, y obviando mi caso tan particular, opino que en este debate de las becas deberíamos olvidarnos de las condiciones en que parten los hijos de los ricos, cuyos padres, como bien sabes, no pasarán por el ojo de la aguja y padecerán de llanto y crujir de dientes, con lo molesto que es el bruxismo.

Debemos centrarnos en el afán de superación que se les supone a los hijos de los pobres comme il faut. Porque si éstos no espabilan ni hincan codos, entonces más les valiera ser hijos de un potentado y exponerse a que toda la vida les llamen hijo de papá. Sí, a ese oprobio.
Me ha salido un batiburrillo de comment, pero en eso consiste la educación: un bate-burrillos.
Una canción para los hijos del lumpenproletiarat: "You better run for your life if you can, little boy".
Un saludo, NoSurgery, gracias por tu blog. Los blogs están todos de capa caída, pero don't give up. Valora la calidad de tus lectores, incluidos los incógnitos, y no la cantidad de comentarios. Piensa que nunca sabes en qué terreno estás dejando la simiente del inconformismo y el aliciente para el escrutinio de la razón y de la fantasía, y que cada post te provee de mil indulgencias plenarias y un helado de trufas. Amen.

julio 05, 2013 2:59 a. m.  
Blogger El peletero dijo...

Yo creo, querido Lagarto, que las tuyas y las de Wert son ambas escusas de mal pagador. De lo que se trata es que la izquierda entienda de una vez por todas que el mérito es el mejor baremo para establecer un sistema justo, la igualdad de partida para todos, pero que esa igualdad no sea haciendo trampas como siempre ha hecho la izquierda y la derecha. La segunda defendiendo a sus vástagos tontos y medio idiotas y la primera colocando el baremo a cero para hacer creer que todos los pobres son muy listos y que sus sistema educativos funcionan de maravilla.

La hija de un amigo acaba de obtener una de las becas que ofrece la Caixa, una de las más prestigiosas de España y, te puedo asegurar, que el único requisito requerido ha sido el mérito, ni han pedido a los padres que les enseñen su declaración de renta, su riqueza o pobreza no sumaba ni restaba ningún punto, les daba igual que fueran ricos o pobres. La selección ha sido dura, y la niña, que es un crack, la ha obtenido.

Ya sé que es un caso particular, y que se puede pensar que si sus padres son ricos ella no merecía la beca, que se la pagase la familia y que no se la quitase a un pobre. Que cada uno piense lo que quiera, pero es un caso cierto y como cierto vale más que muchos números de notas y de promedios que más parecen las medidas de altura y de peso para optar a un puesto en un calendario de bomberos sexis.

Saludos

julio 14, 2013 3:56 a. m.  
Blogger O SuSo dijo...

Siento no estar de acuerdo, en el estado actual de las cosas no se piensa, no se razona, simplemente se recorta. Si se pone una traba mayor a los becarios y se disminuyen las becas eso que se ahorran las arcas públicas, que tenemos que pagar el rescate, ui se me ha escapado, el reajuste.

Malos tiempos para estudiar, malos tiempos para la lírica.

Abrazos

julio 24, 2013 8:12 p. m.  
Anonymous ChS dijo...

Las becas están para corregir las desigualdades, no para premiar esfuerzos (para eso, si es que hay que premiarlo con dinero público, hay otras cosas). Además la enseñanza está financiada incluso pagando la matrícula entera, es decir, que al pudiente que saca un 5, también le estamos pagando entre todos sus estudios. Y habrá utilitaristas que opinen que hay que reservar el escaso dinero público para financiar la enseñanza de los que luego lo revertirán en la sociedad, pero ¿alguien puede creerse a estas alturas que una nota académica discrimina entre el que será un buen y un mal profesional?
Buen verano, NoS, me alegra leerte aunque sea tan de vez en cuando. Besos!

ChS

julio 27, 2013 12:10 p. m.  
Blogger Gemmayla dijo...

Hola, NoS.

Me gustaría saber qué notaza de media obtuvo Moritz Erhardt, el joven alemán de 21 años becario en el banco de inversión Bank of America Merrill Lynch de la City londinense, que ha sido encontrado muerto en su habitación tras haber trabajado sin descanso durante 72 horas seguidas.

Leemos en la prensa de hoy que "Numerosos comentarios recogidos por 'The Independent' subrayan las duras condiciones de trabajo de los becarios en la banca de inversión londinense, donde sus jornadas "llegan a alcanzar incluso las 14 horas diarias", según el testimonio de un extrabajador del sector."Los becarios pueden trabajar regularmente hasta 100 o incluso 110 horas semanales, pero la gente es plenamente consciente de que la banca es un trabajo duro (...) Es la primera vez que escucho algo así en banca", apuntó este un banquero, que no quiso revelar su identidad.

Los becarios de Bank of America Merrill Lynch perciben alrededor de 45.000 libras (53.570 euros) prorrateadas, lo que equivale a unas 2.700 libras (3.215 euros) mensuales."

La cuestión pues no debe ceñirse sólo a la nota media que se pide para obtener una beca. La cuestión debe girar en torno también a la tremenda explotación que se mueve en todo al entorno laboral de estas becas.

Me contaban amistades mías conocedoras del mundillo del cine y de la televisión españolas, la deplorable explotación a la que se somete a muchos becarios por parte de actores y actrices, productores, directores que se las dan de progres y enarbolan Goyas y mucha demagogia en esta entrega de premios.

Somos muy hipócritas en general en nuestro país.

Y si sumamos y echamos cuentas financiar becas para un nutrido grupo de estudiantes, tal como se aventuro el Gobierno Z.P nos cuesta a cada ciudadano escasamente 35 euros anuales. ¿Qué dinero es ése comparado con los dispendios que presenciamos en otros espacios y frentes? Un irrisión.

Aquí lo que se persigue en realidad es que la gente abandone estudios y no haya tantos universitarios. En F.P sólo se conoce un 8, 33 por ciento de paro juvenil. Entre los universitarios, entre los mejor preparados de la historia de nuestro país se estima en un 50 %. Pero por este gobierno inútil y cenutrio ni a la F.P podrán aspirar los adolescentes y jóvenes porque ahora mismo hay que ser también de familia rica para sufragarse esta formación. Luego, conclusión, se está llevando a la juventud a un callejón sin salida, al minijob y al trabajo de hostelería global o a la pura desesperación.

¡Qué panorama!

Un abrazo, NoS

agosto 21, 2013 10:15 a. m.  
Blogger Lokita dijo...

No me diga que usted también está en época de reflexión… ;)
Un besito

octubre 07, 2013 2:18 a. m.  
Anonymous Sirena Varada dijo...

Hola, Gorka. Ví tu comentario en mi página y estuve mirando tu otra página web, pero no había opción de ponerte un comentario, así que lo hago por aquí. Gracias!!

noviembre 04, 2013 6:55 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Hola!
Solía seguir este bolg, pero veo que hace tiempo que no publica nada. Tiene otra pagina?

Gracias :)

noviembre 05, 2013 1:39 p. m.  
Blogger Gemma dijo...

Feliz Navidad!!!

Se te echa de menos. :D

diciembre 24, 2013 6:24 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Amigo Lagarto, dos años y varios días despues de su última publicación, viene a mi cabeza, tras la patada al higado que el pueblo griego ha dado a la troika, su nombre en forma de canción. y he de gritar cantando aqui:


Esta noche en las calles, las luces se vuelven tenues,
las paredes de mi habitación se caen sobre mí,
hay una guerra ahí fuera todavía propagándose,
dices que ya no es cosa nuestra ganar,
yo quiero dormir, bajo tranquilos cielos,
en la cama de mi amante.
Con un campo abierto de par en par en mis ojos,
y estos románticos sueños en mi cabeza.

No Surrender.



Brisuón Çafrén.

julio 06, 2015 11:32 p. m.  
Anonymous Marta dijo...

Más de dos años ya desde tu último post... Se te sigue echando de menos Lagarto. Un beso.

agosto 05, 2015 12:21 a. m.  
Anonymous Diciembre dijo...

Feliz reencuentro con el Boss, NoSurrender!! Besos! ;)

mayo 12, 2016 2:21 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home