domingo, marzo 18, 2007

No puedo, no quiero

Azul oscuro casi negro es un color sólido pero difícil de distinguir, de aislar, de referenciar claramente.

Azul oscuro casi negro también es la historia de una búsqueda que, como todas las búsquedas, acaba perdiéndose muy dentro de uno mismo. Porque las distancias entre lo que deseamos y lo que creemos desear a veces son cósmicas.

No es un clásico, tampoco creo que llegue a serlo nunca. Es una ópera prima, con actores casi desconocidos, y española además. Pero es, para mí, de lo mejor que se ha producido en este país en los últimos años.

Todos los personajes están plenos de emociones sinceras; Jorge, Antonio, Natalia, Paula, Israel.... emociones tan pequeñas y tan enormes como las nuestras. Mas sinceras, seguramente, que las nuestras. La verdad es que todos los actores (todos) están a una altura superior a lo que suele ser habitual en el cine español.



La trama se rodea de subtramas que avanzan paralelas y se cruzan en la esencia con un tempo perfecto que no es normal en el cine español. Miedo, esperanza, espejismo y honestidad se reparten como cartas de baraja entre amantes, padres, hermanos y amigos. Abran juego.

La película es dura por la situación en la que pone a sus personajes, pero es divertida en ocasiones, como la propia vida. Es una película sobre valientes y para valientes; es una película muy, muy Springsteen (talk about a dream / Try to make it real / you wake up in the night / With a fear so real / Spend your life waiting / for a moment that just don't come), aunque Daniel Sánchez Arévalo no lo sepa :)

La película empieza con alguien que dice “no puedo... no quiero” delante de un muro que le separa de su padre, y que terminará sabiendo lo que puede y lo que quiere. O no.




Una canción para los que eligen: Badlands, de Bruce Springsteen

Una libro para los que eligen: Rojo y Negro, de Stendhal

Una película para los que eligen: El año que vivimos peligrosamente, de Peter Weir

35 Comments:

Anonymous Itoitz dijo...

Azul oscuro casi negro me encantó. una excelente ópera prima.
Saludos.

marzo 18, 2007 10:54 p. m.  
Blogger mandarina azul dijo...

Para mí azul oscuro casi negro es el color de los acantilados, del interior de uno mismo, de la distancia, de la confusión, de la tardanza...

La película no la he visto, pero si, como dices, es una película sincera, seguro que me merece la pena verla. Así que elijo intentar verla :)

¡Besos, lagartijo!

marzo 19, 2007 12:46 a. m.  
Blogger NoSurrender dijo...

De alguna manera, se ha convertido en algo de culto. De hecho, creo que aún se puede ver en Madrid en algunos cines, un año después de su estreno, eso no suele pasar, eh.

Mandarina, de una sinceridad que duele, sí. Pero el camino hay que recorrerlo hasta llegar a ese momento en que estamos preparados para ser sinceros con nuestros sentimientos, aunque éstos nos alejen de creemos estar buscando. Estoy seguro de que te gustará la peli.

marzo 19, 2007 12:55 a. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Me quedé sin verla a pesar de lo que atrajo el título. Otra pendiente.
¿Se está alguna vez preparado para los sentimientos propios? Estos suelene asustar más que los ajenos.

marzo 19, 2007 1:25 a. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

la anónima es bank. Sorry.

marzo 19, 2007 1:25 a. m.  
Blogger Kamosisa dijo...

Es una película de grandes perdedores que acumulan pequeñas victorias. Pequeñas, pero redentoras y épicas victorias. Es muy Springsteen, estoy de acuerdo. Muy "I'm going down". Adoro esa canción. Saludos.

marzo 19, 2007 10:08 a. m.  
Anonymous ladydark dijo...

Con mucha verguenza reconozco que no la he visto pero la veré (cuando es más difícil de decir). Asi que sólo puedo decir que de tus recomendaciones recuerdo con especial cariño "El año que vivimos peligrosamente" tal vez porque en aquellos tiempos aun soñaba con ser periodista de guerra y cambiar el mundo... que cosas. No es que sea una "gran película" pero engancha, tiene ritmo y nos lleva a una Yakarta y a unos personajes al borde del abismo. Respecto a Stendhal, te debo una anotación (cuando consiga adsl)sobre mi querido Julian Sorel ;).

marzo 19, 2007 10:33 a. m.  
Blogger laonza dijo...

Me la apunto Neo! un beso y gracias simepre por tus recomendaciones, sincero eres tu!!! me encanta tu casa llena de cosas buenas!

marzo 19, 2007 10:46 a. m.  
Blogger NoSurrender dijo...

Bank, gran pregunta y mejor respuesta, sí. Los sentimientos propios –buenos y malos- son los que nos dirigen a los abismos, claro. Porque se controlan mejor los sentimientos de los demás que los propios. Todo esto también está en el guión.

Kamosisa, además, para lograr esas pequeñas victorias hay que armarse de valentía y sinceridad con uno mismo. Claro que estos temas son muy Springsteen.

Ladydark, “El año que vivimos peligrosamente” me parece una gran película (casi todo lo de Peter Weir me lo parece); en toda la película late una pregunta que repite el personaje de Billy Kwan, “¿qué debemos hacer?” y llega a la conclusión de que el mundo puede mejorar sólo si mejoramos nosotros mismos, si “sumamos la luz propia a toda luz”, dice. Me parecía que encajaba de alguna manera con esta historia. Cuando quieras hablamos de Julian Sore, claro. Será un placer :)

Gracias, Laonza. Me alegro de que te interesase la cosa... y eso que aún no he traído por aquí mis tortillas de patatas, ¡eso sí que son cosas buenas! ;)

marzo 19, 2007 10:51 a. m.  
Blogger AnA dijo...

Creo que ni el mejor de los documentales podría reflejar los nuevos desencadenantes y los nuevos rostros de la exclusión social.Los actores y las actrices están magistrales. El guión es soberbio.No sé si será película de culto pero de libro sí.

marzo 19, 2007 11:40 a. m.  
Blogger AnA dijo...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

marzo 19, 2007 11:40 a. m.  
Anonymous Hell dijo...

Me has convencido, veré la película, parece que es de las mias
Un besazo

marzo 19, 2007 12:25 p. m.  
Blogger desconvencida dijo...

Aún la tengo pendiente, No Surrender, esto no puede ser!

marzo 19, 2007 1:54 p. m.  
Blogger NoSurrender dijo...

Admirada Ana, coincidimos, sí. Pero quizás no sea tanto una película con temática social como una película que busca otras cosas sobre un fondo duro que se acepta sin más preguntas. Al fin y al cabo, la vida regala injusticias sin el más mínimo pudor. Es el suelo que pisamos y el aire que respiramos.

Hell, gracias por pasarte por aquí. Un poco de calor infernal siempre viene bien ;)

Desconvencida, el guión tiene esa sencillez llena de capas de cebolla que sé que te gusta ;)

marzo 19, 2007 2:01 p. m.  
Blogger Miss Missing dijo...

«Al fin y al cabo, la vida regala injusticias sin el más mínimo pudor».

Me gusta como suena aunque el significado no es nada agradable.

Confieso que no la he visto. Pero habrá que verla. Para ti será obvia, pero ¿las canciones, los libros y las películas que recomiendas las has visto todas? Mera curisidad.

Besos.

marzo 19, 2007 2:20 p. m.  
Blogger Z... dijo...

oh! otra película que tal vez no vea en mucho tiempo por aquí...
Rojo y Negro es imprescindible.
;)
saludos!

marzo 19, 2007 3:28 p. m.  
Blogger Narrador dijo...

Es un peliculon sencillo y con fe... dos cosas que se ven poco en las primeras peliculas.

marzo 19, 2007 4:33 p. m.  
Blogger NoSurrender dijo...

No es agradable, miss missing. Pero yo creo que nos ayuda a ser un poco más felices el ser conscientes de que no debemos pararnos a llorar o a reclamar lo que no se nos va a dar. Puede que quede un poco revolucionario, pero es así: estamos solos en la lucha por nuestra felicidad, camarada ;) Bueno, cuando pongo las películas, o los libros, o las canciones, es porque las conozco; las he visto, los he leído, las he escuchado. Es por eso que veo una continuidad entre lo que escribo y lo que cuentan esas obras. Todo está inventado, la historia emocional y filosófica del hombre es un continuo dar vueltas alrededor de las mismas cosas ¿no te parece a ti?

Z, Sorel es uno de los personajes literarios más relavantes del XIX, por supuesto. La idea de poder y de religión que hay en toda la obra es muy napoleónica (Stendhal es Stendhal, claro), pero al final se trata de alguien que quiere decidir por sí mismo, se equivoque o no. Brindo por Stendhal y por ti!

Coincido contigo, narrador. A veces hay que arriesgar mucho para hacer algo sencillo, paradojas de la vida ¿verdad?

marzo 19, 2007 6:00 p. m.  
Blogger Arcángel Mirón dijo...

Ya desde el título es una película seductora...

marzo 19, 2007 7:50 p. m.  
Blogger Teresa, la de la ventana dijo...

Me encantan tus recomendaciones, NoSurrender.

marzo 19, 2007 8:05 p. m.  
Anonymous Durrell dijo...

Hola, NoSurrender.

Me apunto el título de la película, la buscaré.

El actor que aparece en la foto es muy famoso en Catalunya, lo hemos visto actuar desde sus comienzos cuando era un adolescente en sucesivas series de televisión. Lo cierto es que ha ido creciendo y superandose día a día. Este año le dieron el Goya al actor revelación, supongo que debió ser por esta película ¿...?

Veo que te apasiona el cine, a mi me cuesta mucho ir a ver películas actuales, aunque las buenas películas de siempre no me canso de mirarlas.

Un abrazo.

marzo 19, 2007 9:15 p. m.  
Blogger NoSurrender dijo...

Vaya, arcángel, voy a tener que comprar ropa interior así :P , seducen más cosas en la película, sí. a ver si llega a Argentina y la veis.

Teresa, me hace ilusión que me digas eso. Gracias.

Sí, Durrel. A Quim Gutiérrez le dieron el Goya por su interpretación. La actriz que aparece con él en la foto es Eva Pallarés, que ya le tocará el Goya en otra ocasión. La peli está ya en dvd, por si quieres verla.

marzo 19, 2007 9:49 p. m.  
Blogger Los pasos que no doy dijo...

Supongo que eso es lo que hacemos constantemente... elegir, con mejor o peor fortuna.

Un besito, lagarto

(Buena película "El año que vivimos peligrosamente"...)

marzo 19, 2007 11:40 p. m.  
Blogger Los pasos que no doy dijo...

Y Rojo y Negro, una gran novela.

marzo 19, 2007 11:41 p. m.  
Blogger Mavi dijo...

Pues no la he visto, pero por lo que cuentas estoy segura que es de las que me gustan. A ver si esta semana la alquilo y la puedo ver.

Besos!

marzo 20, 2007 8:41 a. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Lagarto, lagarto... gracias ;)saludos de "evitarte".

marzo 20, 2007 9:27 a. m.  
Blogger Sintagma in Blue dijo...

La complejidad de lo simple.

marzo 20, 2007 10:49 a. m.  
Blogger NoSurrender dijo...

Ah, tiene usted buen gusto con sus libros y películas, Los Pasos... pero quizás no siempre elegimos; a veces nos quedamos petrificados ante nuestros miedos, cerramos los ojos y dejamos todo pasar. A veces.

Mavi, seguro que te gusta, claro que sí.

Un beso, Eva. Espero que estés pasando un buen rato ;)

Sintagma, eso es; ahora sólo nos queda la simplificación de lo complejo ¿cuándo empezamos? :P

marzo 20, 2007 11:22 a. m.  
Blogger MALEFICABOVARI dijo...

Impresionante la cinta, impresionante, la ví hace tiempo, pero fué de premio del público, todo el mundo salía alucinado, y los actores estaban todos sobresalientes, me quedo con el protagonista, pero todos estuvieron muy bien. Ese color existe, es el color que adivinamos antes de la gran depresión o el gran batacazo, y mas nos vale verlo a tiempo, porque puede preservarnos del negro final que es el que toca y va después.
Te leí en el blog de mandarina que sabes de algunas mujeres y sus miradas, y quizás ni reparaste en sus pechos...ufffff, yo que tu me dejaba el pelo largo ya de una vez por todas... porque yo me apuntomapunto.
bss
Male

marzo 20, 2007 3:11 p. m.  
Blogger atikus dijo...

Pues me pillaste porque no la he visto, parece que somos unos cuantos, pero caerá, eso seguro..

...ademas es mi color favorito...bueno que tontería ¿no?

marzo 20, 2007 6:03 p. m.  
Blogger Rayuela Palatina dijo...

Me encanta esta película. Y coincido en eso de que es de lo mejorcito español del pasado año. La quise ver porque sabía que el "dire" estaba "apadrinado" por Julio Medem, y además habia visto su corto "Física II". Para mi sorpresa, el director desarrolla en la peli la idea del corto. Fue extraño comprobarlo.
Me encanta cuando el hermano del prota dice:
"soy un yonqui del amor".
Ya podía haber más yonquis así. Y me quedo decididamente con Quim Gutierrez.

Saludos!!

marzo 20, 2007 7:09 p. m.  
Blogger Ártemis Sublime dijo...

No la vi... todavía.
Vos sos otro más que me habla de la peli y estoy tentada cada vez que voy al video club, y doy vueltas, y parece que estuviera diciendo "no puedo...no quiero", sí, esas cosas.
Me la quedo para esta semana, gracias por tu gráfica!

Besosss!

marzo 20, 2007 7:25 p. m.  
Blogger Klaudia Gantús dijo...

:)hablando de vértigos... no sabía que Springsteen tuviera tanta lucidez :P no vengo a profanar al padre (era el padre no?), pero me ha tokado un puntito dentro eso que dice el boss. nunca lo escuché. miraré la peli, si hay algo de eso en ella. :** bzozzz

marzo 20, 2007 8:31 p. m.  
Blogger NoSurrender dijo...

Maléfica, también es color de un traje elegante. Y que no, ¡que no dejo melena! :P

Atikus, tú que tienes buen gusto, ya estás buscándola.

Rayuela, es cierto; retoma al personaje del corto (que también fue premiado) tiene frases muy buenas. También me gusta aquella que le dice Natalia a Jorge cuando éste la deja: “ya era hora de que me sorprendieras”

Ché, Artemis, vos querés, vos podés ! ;)

Klaudia, es el hijo, mi hermano (nuestro padre es Bob). La canción se llama Badlands y es uno de los momentos más especiales de sus conciertos. Toda la letra es una patada al corazón. Te dejo un video de ese momento: http://www.youtube.com/watch?v=pVw8UTYWcP0

marzo 20, 2007 9:12 p. m.  
Blogger atikus dijo...

buen gusto?...no me has visto vestido de Domingo??

marzo 22, 2007 7:27 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home